“Te mueves y te mato”

5 05 2008

Terminando de celebrar que mi padre aprobó su curso de MBA, un grupo de primas, unas tías  y un primo salieron de mi casa para volver juntos a las suyas… Se despidieron de todos, la casa estaba llena de alegría… tanta que las copas de más impidieron que pudiesemos llevarlas en carro a sus casas; por lo que, aprovechando que aún no era muy tarde tuvieron que salir a tomar un taxi.

Mientras ellos salían yo seguía en casa, en la cocina, conversando con 2 amigos y mi prima Lucía, quién había cumplido años el jueves. Uno de mis amigos  justo había llegado de un largo viaje a varios países del Pacifico y nos estaba contando al respecto; pero todo eso se cortó de forma violenta:

Escuchamos gritos y fuertes golpes a la puerta de mi casa; gritaban y golpeaban sin parar clamando por ayuda; lo primero que imaginé es que se trataba de un acciedente o de una pelea. Todos salimos corriendo de la casa; llegué primero a la puerta, la abrí y allí estaban mis primas y mis tias… llorando, gritando, totalmente fuera de control; escuché “Ayuda a Erik por favor!!!”.

Salí de la casa y vi a una media cuadra a mi tía y a mi primo, no pude ver si había alguien mas y fui corriendo a ver que pasaba; cuando llegué mi tía me dijo “ya se fueron los ladrones”, luego via mi primo tambalearse, lo abracé para que se apoye en mi y vi que le habián roto la cabeza.

Para nuestra suerte, Paul, el amigo que nos contaba sobre su viaje, había llegado hace poco y no había tomado nada; le di las llaves de mi auto y llevamos a mi primo a la clínica. Los médicos lo atendieron (con demora). Le tuvieron que coser la herida para cerrarla. Felizmente no pasó a mayores y mi primo estaba conciente y lúcido.

El atraco fue sopresivo y muy peligroso; mientras mi familia iba a mi tad de cuadra camino a tomar el taxi, un auto blanco les cerró el paso, salieron 3 hombres con pistolas y los abordaron. Como mi primo era el único hombre, se fueron contra él y trataron de reducirlo lo mas rápido posible mediante un golpe muy fuerte con la pistola sobre la cabeza. Luego de arranchares unas cuantas cosas a la volada, se retiraron en el acto.

Ahora mi primo está bien, nadie salió con alguna herida de mayor consideración y el dinero que se perdió fue lo de menos. Lo que si queda en la mente de todos, además del susto, es la desagradable sensación de inseguridad que nos rodea… y es que hoy, a cualquiera pueden matarlo a la vuelta de su casa.


Acciones

Information

One response

5 05 2008
fumanskita

Que terrible Kokyjabn que esto haya sucedido a la vuelta de tu casa, ningún lugar es seguro. Hace poco le robaron la camioneta a mi tío abajo de mi edificio. Muchas veces me voy confiada por la vida y hasta me burlo de mi hermana por ser tan paranóica. Creo que ahora leyendo tu post, tendré mucho más cuidado en las cosas que hago. Si recién he regresado de Miraflores sola en un taxi. Que bueno que tus familiares estén bien. En todo caso, ¿que se podría hacer para no tener que vivir con miedo?. Ten mucho cuidado amiguito, no cargues tus tarjetas de crédito T.T. Ya me dió cositas de pensar que pudiste ser tú el asaltado. Un besito.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: